Algunos hábitos pueden destruir todos sus esfuerzos para lograr el cuerpo que desea, por lo tanto antes de renunciar en la consecución de sus objetivos, vale la pena analizar cuidadosamente los errores que usted ha hecho que le impiden obtener los resultados que tanto deseas.

La idea de la pérdida de peso es una tarea compleja y por eso es necesario adoptar una estrategia de pérdida de peso que no ponga en riesgo su salud y que realmente permite una pérdida de peso saludable y consistente.

4 Hábitos peligrosos que dificultan la pérdida de peso

4 hábitos que pueden dificultar la pérdida de peso

Como ya se ha dicho, sí algunos hábitos pueden obstaculizar la pérdida de peso, es necesario identificarlos para poder corregirlos, y adoptar otro más sano y alineado con sus objetivos.

1. Mantener expectativas poco realistas

Es necesario comprender que la pérdida de peso es un proceso, y como tal, se necesita un tiempo para materializarse. Muchas personas que quieren adelgazar mantienen expectativas poco realistas, pensando que conseguirán bajar de una enorme cantidad de kilos en sólo una semana. Tenga especial cuidado con esas promesas salvajes de la pérdida de peso que están presentes en las revistas y en los sitios web.

Establezca objetivos de pérdida de peso que realmente pueda lograr, esto evitará frustraciones y retiro anticipado. Por ejemplo, en lugar de prometer bajar de peso 5 kilos a la semana, haga un compromiso que va a bajar de peso sólo 500 gramos en 7 días. Este es un objetivo realista, es decir, se puede lograr, y esto sin dañar la salud y sin correr el riesgo de sufrir decepciones.

2. Hacer dietas muy restrictivas

Las dietas restrictivas son verdaderas trampas que puede acabar con su sueño de perder peso. Su cuerpo necesita varios nutrientes para funcionar correctamente, por lo que cuando si sigue una dieta muy restrictiva, terminara privando a cuerpo de nutrientes importantes, y esto no es bueno, así como el daño a su salud, también puede afectar negativamente a su metabolismo, por lo que lo hará más lento.

Cuando el metabolismo se ralentiza, la tendencia es que el cuerpo quema menos calorías, y el resultado es que se pierde peso en un ritmo cada vez más lento. La mejor manera de salir de esta trampa es adoptar una estrategia de educación nutricional. De esta manera se contribuye a mejorar su salud y perder peso de forma inteligente y sostenible.

3. Solo pensamos en comida y nos olvidamos de los ejercicios

Muchas personas solo se concentran en tener un buen hábito de comida pero se olvidan de los ejercicios. La educación nutricional es esencial en el proceso de pérdida de peso, sin embargo, los ejercicios también son importantes, y no deben ser pasados por alto. Los ejercicios físicos ayudan a mejorar la salud, evitar problemas como el colesterol malo, y hacer que su cuerpo a queme más calorías.

Por otra parte, una persona que hace ejercicio regularmente se siente más preparada porque los ejercicios hacen que el cuerpo libere sustancias que proporcionan bienestar. Siempre mantenga una rutina de ejercicio adecuado a su condición física.

4. Pesarse varias veces al día

Este es un error muy común que puede destruir el proceso de pérdida de peso, y puede hacer que la persona sufra mucho con el miedo y la frustración. Pesarse demasiado a menudo puede parecer una buena estrategia para aquellos que están verdaderamente comprometidos con el proceso de pérdida de peso, sin embargo, esto es una trampa que se debe evitar. Se recomienda pesarse cada 15 días para comprobar si su plan nutricional y de ejercicio esta funcionando a cabalidad.

Suscríbete a nuestro blog!

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.